Redes & Contacto

Hola, que buscás?

Amo Viajar

Explorando el Parque Nacional El Palmar: un paraíso natural de Entre Ríos

Un espacio para disfrutar de caminatas, recorridos en bicicleta o en canoa, en contacto directo con una flora y fauna fascinante.

Foto: .argentina.gob.ar

El Parque Nacional El Palmar, ubicado en la región centro-este de la provincia de Entre Ríos, junto a la margen del río Uruguay, es un tesoro natural que protege uno de los últimos bosques de Palmar Pastizal en Argentina. Para conocer más sobre este maravilloso lugar, en Amo Viajar conversamos con Nahuel Abdala, responsable del área de uso público del parque, quien nos brindó detalles que nos permiten explorarlo.

Abdala explicó que el parque está situado a unos 50 kilómetros de la ciudad de Colón, Entre Ríos, a la vera de la Autovía Nacional número 14, convirtiéndolo en un lugar de fácil acceso desde Buenos Aires y otras regiones del país. Está a unos 1.000 kilómetros por ruta de Bahía Blanca. Este parque nacional, que cuenta con cuatro ambientes distintivos, ofrece a los visitantes una experiencia inigualable. «El Palmar Pastizal, los Bajos Inundables, la Selva Engarevía y el Bosque Serófilo son los ecosistemas que conforman la riqueza natural de este lugar», explicó Abdala.

Un elemento particularmente fascinante del parque es la abundancia de palmeras yatay, que pueden vivir hasta 350 años y se encuentran a una densidad de 600 por hectárea.

Abdala detalló que el Parque Nacional El Palmar recibe a sus visitantes principalmente durante los fines de semana largos, las vacaciones de verano e invierno. Las ciudades cercanas, como Colón, San José y Villa Elisa, son destinos turísticos reconocidos a nivel nacional, debido a sus aguas termales.

«El turista que nosotros recibimos viene a estas ciudades a pasar un par de días y hace la visita al Palmar seguro. Si no te quedás en el parque mismo, que la única oferta que tiene hoy en día para alojarse es camping, una visita de un día, ingresando al parque a la mañana y recorriéndolo todo el día, es muy agradable», comentó el funcionario.

Abdala enfatizó que «el parque también se destaca por su abundante fauna». Los carpinchos, zorros y ñandúes son algunos de los animales que los visitantes pueden observar fácilmente a lo largo de los caminos.

Foto: argentina.gob.ar

Para ingresar al Parque Nacional El Palmar, los visitantes tienen dos opciones: comprar su boleto en línea a través de la página oficial de Parques Nacionales o adquirirlo de manera presencial en el área de portada. El costo de ingreso para los residentes nacionales es de 1.500 pesos para adultos y 1.000 pesos para menores de 6 a 16 años. Los residentes de Entre Ríos disfrutan de una tarifa reducida de 1.000 pesos. Los jubilados, menores de 6 años y estudiantes con carnet universitario entran de forma gratuita.

Una de las atracciones más destacadas del Parque Nacional El Palmar es la oportunidad de capturar la belleza natural en fotografías. «Es única y muy buscada», expresó Abdala y explicó que para ello «hay dos lugares estratégicos: el mirador de la Glorieta y la famosa Curva de las F en el camino principal».

Los horarios del parque varían según la temporada. Durante el verano, que abarca desde el 1 de diciembre hasta Semana Santa, el parque está abierto de 7 de la mañana a 19 horas, mientras que en invierno, el horario es de 8 a 18 horas.

Foto: Argentina.gob.ar

Abdalá explicó que los visitantes pueden disfrutar de actividades como el senderismo, la playa (disponible en verano), excursiones guiadas en bicicleta y canoas. Las rutas en bicicleta atraviesan el frondoso bosque de palmeras y ofrecen vistas espectaculares, mientras que las canoas permiten explorar el Arroyo de los Loros, uno de los arroyos que cruzan el parque nacional.

«Tenemos más de 35 kilómetros de senderos vehiculares y más de 12 kilómetros de senderos peatonales. Hay senderos de dificultad baja y de dificultad media», detalló.

El parque también ofrece opciones gastronómicas a sus visitantes con un restaurante que sirve almuerzos y, en temporada de verano, cenas. Además, el camping cuenta con una proveeduría donde los visitantes pueden adquirir alimentos para un picnic o llevar sus propios alimentos y disfrutar de las zonas de picnic habilitadas en el parque.

El Parque Nacional El Palmar ha adoptado el cuidado del medio ambiente con su programa de educación llamado «Parque Escuela». Abdala destacó que el parque recibe más de 900 micros de turismo educativo al año, con más de 50.000 estudiantes visitando en un período trimestral que se inicia en septiembre. Este programa educativo atrae a jóvenes de la ciudad de Buenos Aires, la provincia de Buenos Aires, Entre Ríos, Santa Fe y, en menor medida, de Córdoba.

Advertisement
Advertisement

Te puede interesar

Amo Viajar

Con responder 10 preguntas te organiza un plan de viaje para que no te pierdas lo mejor de cada ciudad y adaptado a tu...

Amo Viajar

Verónica Patiño, agente oficial de Disney en Bahía Blanca, nos contó los detalles para vivir una aventura inolvidable.

Amo Viajar

Ubicados cerca de Mar de las Pampas, estos ocho domos de lujo ofrecen una experiencia única en plena playa.

Historias de viajeros

En familia o en solitario, estos trotamundos nos impactaron con sus historias este año.