Redes & Contacto

Hola, que buscás?

Amo Viajar

Buzios, el paraíso perdido en el corazón de Brasil al que vale la pena ir y volver

La península ha sido, es y será un lugar soñado para los argentinos que aman las playas agitadas y las aguas calmas.

Ciudad con alma de pueblo, antigua aldea de pescadores, destino turístico brasilero por excelencia. Buzios es todo eso y mucho más. Año tras año, cientos de argentinos llegan a sus playas situadas a solo 180 kilómetros de Río de Janeiro en busca de días de sol y una entretenida vida nocturna. Cuenta con más de 20 playas de aguas cristalinas y arenas blancas, pero cada una con una personalidad que las hacen únicas.

«Buzios me enamoró desde el día cero. Tiene una cosa que llegas y te sentís en tu casa, hay muchísimos argentinos viviendo. Incluso los brasileros que vienen acá como turistas dicen que se siente visitando Argentina porque terminan hablando más en portuñol o en español que portugués», contó a «Amo Viajar» Melisa Lacunza una argentina que reside en Brasil hace 6 años.

Buzios, que en realidad se llama Armaçao dos Buzios, es una península con forma de insecto que, en cada una de sus bahías, tiene una playa, que puede ser mansa, como Joao Fernández, la preferida de los turistas argentinos, ideal para el buceo, como Ferradura, o Brava y Geribá. 

 «Buzios exclusivamente se dedicaba a la pesca, las calles no estaban pavimentadas. La mayoría de los accesos a la playa no existían. Hasta que, a finales de los 60, llegó la reconocida modelo y actriz Brigitte Bardot. Ella era muy famosa en esa época y buscaba un lugar donde no la conocieran y no tuviese la persecución de los fotógrafos. Imposible que no suceda. La encontraron e hicieron famoso a este lugar que la nombró madrina de la ciudad. Tiene una bella estatua con su nombre en la costanera», relató Melisa a La Brújula 24.

La mejor manera de recorrer cada una de las playas de Buzios es en buggy, el vehículo preferido de los turistas, aunque si se tiene paciencia y buenas piernas también se puede caminar. Desde lo alto de los morros, en los lugares menos esperados, se puede apreciar el paisaje agreste de los alrededores de la villa, lugares que en la Rua das Pedras, en el centro, no se pueden siquiera imaginar y son bellísimos.

«La península está llena de posadas. Hay mucha gente que decidió venir a emprender. Nosotros, incluso, recibimos consultas de personas que están esperando la apertura definitiva de fronteras para poder venir a abrir sus emprendimientos. Y hablando de precios de las posadas, también hay para todos los bolsillos. Podés encontrar un cuarto con baño privado, bien sencillo, fuera de temporada alta, a partir de los 150 reales. De ahí para arriba, hasta habitaciones de 1000/1500 reales, donde ya estamos hablando de cuartos con sauna, jacuzzi privado. La verdad que la oferta es muy amplia» asegura Melisa que se dedica junto a su pareja al alquiler de posadas y servicios turísticos.

Un dato que nunca falla para sacar cuenta de los gastos es conocer el precio de una lata de cerveza. «En la playa 10 reales (185 pesos argentinos), en un supermercado 3 (55 pesos argentinos)», confía Melisa ante la pregunta de «Amo Viajar».

Con respecto a la pandemia de Coronavirus Melisa es optimista «Hoy podemos decir que el 100% de la población ya está vacunada al menos una dosis. Las camas del hospital están bastante libres. Espero que continúe así. Estamos trabajando con todos los cuidados necesarios. Espero que lo del Covid quede como un mal recuerdo».

Para llegar a Buzios es necesario tomar un avión desde Buenos Aires hasta Río de Janeiro, luego es necesario recorrer con un transfer unos 180 kilómetros por ruta. También se puede viajar en un colectivo de línea desde la terminal de Río.

Advertisement
Advertisement

Te puede interesar

Amo Viajar

Juan Pablo Barcos, agente de viajes de Turismo Volts, nos contó lo que no te podés perder de esta maravillosa ciudad.

Experiencias

Es otra forma de conocer la ciudad y conectarse con ella. El joven piloto Santino Fedele, nos contó en qué consiste.

Amo Viajar

Male y Franco Tamburo conversaron con Amo Viajar y contaron los detalles de este plan ideal para una escapada de domingo.

Amo Viajar

Ale y Nacho emprendieron un viaje en 2018 y siguen rodando, recorriendo el continente.